Por qué no deberías comer aguacate a diario

¿Te gusta el aguacate? Esta es una de las frutas que más ha estado de moda en los últimos años. Sin embargo, comerla con demasiada frecuencia no es del todo bueno. Descubre por qué.

El aguacate se ha convertido en una de las frutas más de moda de los últimos años. Sus propiedades se han alabado mucho pero...¿es bueno comerlo a diario?

En la sociedad de la información en la que vivimos, no es extraño que los alimentos también se pongan de moda al igual que si fueran productos de ropa o maquillaje. Pero esto puede ser peligroso, ya que en lo que respecta a la nutrición no debemos atender demasiado a modas, sino a profesionales. 

Tradicionalmente, los aguacates eran una fruta propia de América Latina y de hecho era difícil conseguirlos en otros lugares. Sin embargo, entre la década de los ochenta y los noventa comenzó a popularizarse en zonas de Estados Unidos y posteriormente en el resto del mundo. Muchas influencers comenzaron a hablar de sus beneficios y a postear fotografías en las redes sociales en las que se podían ver cómo tomaban tostas de aguacate o lo incluían en sus comidas o incluso postres.

Pero...¡ojo! Tampoco debes malinterpretar esta información. Que el aguacate se haya puesto de moda no quiere decir que haya que demonizarlo, ya que esta fruta contiene un amplio abanico de beneficios que son totalmente reales. Se trata de una de los alimentos con mayor contenido en grasas vegetales, que nos ayudan a reducir el colesterol malo. Además, contienen poco sodio y un buen porcentaje de potasio (¡mucho más que un plátano!). Además, el aguacate es una fruta realmente versátil que podemos combinar fácilmente con otras muchas recetas.

Como ves, no hay ningún problema en tomar aguacate con frecuencia. La cuestión está en analizar qué sucede si la frecuencia con la que tomamos aguacate aumenta demasiado. Pese a que no hay consecuencias demasiado catastróficas en tomar un exceso de aguacate, deberías echar un vistazo a lo que podría sucederte si te centras demasiado en este alimento.

La primera consecuencia de tomar demasiado aguacate es que podrías desarrollar problemas en el hígado, ya que esta fruta posee una considerable concentración de anetol y estragol, dos componentes que en pequeñas cantidades no supondrían ninguna consecuencia para nuestra salud, pero que en mayor medida han demostrado causar algunos daños hepáticos.

Otra de los resultados de centrar demasiado nuestra dieta en el aguacate podría ser el de padecer un déficit de nutrientes. La moda del aguacate provocó que demasiadas personas lo convirtiesen en el alimento estrella de sus menús y que acabasen sustituyendo otros alimentos por él. Como hemos dicho anteriormente, el aguacate posee una gran cantidad de nutrientes, pero evidentemente, no los contiene todos. Si centramos nuestros menús en el aguacate y nos olvidamos de otros alimentos importantes, corremos el riesgo de padecer varias carencias nutricionales. Por eso, lo mejor es no obsesionarse con ningún alimento y apostar por una buena variedad de alimentos saludables.

Aun hay más: si te pasas con el aguacate podrías aumentar de peso. Esta consecuencia es algo más subjetiva, ya que todo depende de la condición física y estilo de vida de la persona, pero en general abusar del aguacate nos aporta una buena cantidad de grasas, que, aunque saludables, en exceso podrían no ser tan beneficiosas.

Entonces...¿cuál es la cantidad de aguacate que se recomienda tomar? Pues bien, en este caso eso de "la virtud está en el punto medio" se cumple con creces, ya que no se aconseja superar la cantidad de medio aguacate diario, y tampoco debería consumirse por sistema cada día por los motivos que acabamos de exponer. 

Ahora que ya sabes la cantidad adecuada de aguacate que deberías consumir al día, no dudes en incluirlo en tus menús; eso sí...¡con moderación!

También te puede interesar:

Continúa leyendo