¿Por qué tengo ardor de estómago?

Muchos sufrimos molestias después de las comidas. Toma nota de nuestras recomendaciones y ¡evítalas!

Aproximadamente un tercio de la población sufre estas molestias al menos una vez al mes después de la comida. Aunque no se considera una enfermedad, el ardor de estómago puede provocar trastornos en nuestra salud a largo plazo. ¡Cuídate!

 

¿Qué es?

 

“Lo que llamamos ‘ardor de estómago’ en realidad corresponde a dos síntomas diferentes: quemazón en la boca del estómago (ardor epigástrico) o el que se irradia hasta el pecho y puede llegar al cuello (pirosis)”, dice el doctor David Martínez Ares, especialista en Aparato Digestivo, de Vigo. Se produce porque la válvula que comunica nuestro esófago con el estómago se relaja y deja pasar los ácidos gástricos al esófago.

 

Tratamiento

 

El consejo médico

“Se alivia rápidamente con antiácidos (almagato, sucralfato), pero, cuando el estómago vuelve a segregar ácido, reaparece el dolor. Por eso, existen los fármacos que inhiben el ácido (ranitidina, omeprazol), cuyo efecto es más duradero”, explica el doctor.

 

La solución natural

“Toma 15 gotas de melisa en un poco de agua, o regaliz, que contiene glicirrina, una sustancia que neutraliza los ácidos”, dice Rosa García, naturópata de Barcelona.

 

Para prevenir

 

“Limita las grasas, las especias, el té, el café y el alcohol”, dice el doctor. Además de evitar ciertos alimentos (y el tabaco), intenta no tumbarte después de las comidas, para no favorecer la subida de los ácidos gástricos al esófago. Si quieres recostarte, hazlo siempre manteniendo la cabeza por encima del tronco.

Continúa leyendo