¿Problemas para andar? En el tren y el aeropuerto te ayudan

En RENFE y en AENA hay servicios de atención a personas con problemas de movilidad, ya sea por una discapacidad física o por avanzada edad. ¡Pide ayuda!

En RENFE y en AENA hay servicios de atención a personas con movilidad reducida, ya sea por una discapacidad o por motivos de edad. Si tienes problemas de movilidad, vivas en la provincia que vivas, ¡pide ayuda y que te lleven hasta tu asiento!

 

En el tren

 

Atendo es el servicio de asistencia a viajeros con discapacidad o movilidad reducida de Renfe. Este servicio se dedica a informar y atender a esos viajeros, por lo que si eres uno de ellos, te llevarán desde el punto de encuentro de la estación hasta tu asiento, si es tu caso o, por ejemplo, si te quedas más tranquilo teniendo alguien que acompañe a un ser querido muy mayor que debe viajar solo.

 

¿Cuándo debes solicitarlo? "Para estaciones importantes, que disponen de servicio permanente, con 30 minutos antes de la salida del tren es suficiente. Para estaciones con servicio puntual el tiempo necesario es de 12 horas", dicen desde Atendo. La solicitud se puede realizar en el momento de la compra del billete por cualquiera de los canales de venta (Internet, taquillas, Agencias de Viaje,…) o a través del teléfono 902 24 05 05 (ojo, ¡recuerda que el prefijo 902 es de pago!).

 

¿Cómo funciona? "Debes presentarte en el Punto de Encuentro de la estación de origen. Allí serás atendido por el asistente del servicio".

 

En el avión

 

Todos los aeropuertos europeos ofrecen un servicio de asistencia para personas con movilidad reducida, que comprende la ayuda desde el aeropuerto de origen hasta la llegada y todas las conexiones o enlaces que deban realizar.

 

¿Cuándo debo pedirlo? Según la página web de AENA, debes solicitar el servicio de atención a tu propia compañía aérea al reservar el billete. Sin embargo, también puedes hacerlo a través de su web, de su app, o a través de los teléfonos 902 404 704 / 91 321 10 00. Debes solicitarlo entre una semana y 48 horas antes del vuelo.

 

¿Cómo funciona? Debes presentarte en el punto de encuentro a la hora fijada o avisar que estás allí cuando llegues.

Continúa leyendo