Qué hacer para tener un corazón sano

La herencia genética hará que una persona tenga más probabilidades que otra de desarrollar una enfermedad cardiovascular. Pero existen otros factores de riesgo...

La herencia genética hará que una persona tenga más probabilidades que otra de desarrollar una enfermedad cardiovascular. Pero existen otros factores de riesgo sobre los que sí se puede actuar. Te damos las claves.

 

1 - Dejar de fumar

 

Es una de las principales amenazas para tu salud y para tu corazón y, sin embargo, es totalmente evitable. Los profesionales pueden ofrecerte apoyo psicológico y farmacológico para conseguirlo.

 

2 - Seguir una alimentación equilibrada y cardiosaludable

 

Seguir una alimentación equilibrada no significa, salvo en caso de que lo prescriba tu médico, que tengas que hacer régimen. Quiere decir que hay que comer de todo, pero sin abusar de nada, potenciando el consumo de frutas, verduras, cereales, legumbres, pescado y aceite de oliva, y reduciendo la cantidad de grasas saturadas en la dieta.

 

3 - Hacer ejercicio aeróbico (caminar rápido, correr, bailar, montar en bicicleta)

 

Practícalo al menos tres veces en semana, unos 30 minutos cada vez. No se trata de convertirse en un deportista de competición, sino de llevar un estilo de vida activo que prevenga factores de riesgo como el sedentarismo, la hipertensión o la hipercolesterolemia.

 

4 - Mantener el peso ideal

 

El sobrepeso y la obesidad son muy peligrosos para la salud y fáciles de prevenir y controlar con una alimentación adecuada y un poco de ejercicio físico.

5 - Reducir la hipertensión

 

Para evitar la hipertensión, un ‘mal silencioso’ y con síntomas, es necesario controlar de forma periódica la tensión para saber si los niveles son normales o hay que tomar medidas para reducirlos.

 

6 - Controlar periódicamente el colesterol y la glucemia

 

Así se podrá detectar a tiempo cualquier alteración que, de no tratarse, podría afectar gravemente a tu salud cardiovascular.

 

7 - Eliminar el estrés

 

El bienestar psicológico es necesario para vivir sano, por eso hay que aprender a controlar las situaciones estresantes y evitar comportamientos perjudiciales derivados de ellas: tabaquismo, dieta desequilibrada…

 

8 - Tomar las riendas de nuestra salud

 

Mejorar nuestro estilo de vida no es un capricho, es imprescindible para mantenernos sanos. Las personas debemos asumir una mayor responsabilidad en lo que se refiere a nuestra salud.

 

9 - Campañas divulgativas de concienciación

 

Todos los años, el día 29 de septiembre, se celebra el Día Mundial del Corazón. En todo el mundo se llevan a cabo campañas de divulgación y concienciación a la población, así como un gran número de actividades en diferentes países. Estas iniciativas intentan animar a la gente a practicar alguna clase de actividad física, además de asumir una dieta saludable y estar alerta a los factores de riesgo.

Continúa leyendo