Qué hacer si tu hijo tiene alergia al perro

Si los síntomas son leves, un tratamiento adecuado evitará que debas prescindir del animal.

Perros y gatos producen alergia a muchos niños. Tos, estornudos y picores son los síntomas más habituales. Antes de deshacerte del animal, ten en cuenta los consejos de los especialistas, que advierten que la causa de la alergia no es el animal, sino su caspa, su saliva o su orina.

Si los síntomas son leves, pueden tratarse con determinados medicamentos. Por ejemplo, los antihistamímicos anulan las sustancias que provocan el picor o el lagrimeo.

Consejos básicos

Otra posibilidad es que tu hijo no toque constantemente a su mascota.

Quita los muñecos de peluche de su habitación, en ellos se acumulan el polvo o los pelos del perro que van a provocar la reacción alérgica.

Aunque existen vacunas, los especialistas no aconsejan, en principio, someter al pequeño a este sistema de inmunización.

Deshacerse de la mascota siempre será la última opción. Aunque, si estas medidas no dan resultado, y un médico nos asegura que no hay más alternativa, habrá que buscar un nuevo hogar para nuestra mascota.

 

Debes continuar limpiando la casa a fondo después de que el animal se haya ido para eliminar bien cualquier resto de pelo o caspa.

Además, ten en cuenta que pasar la escoba no es suficiente. Para garantizar una limpieza en profundidad, es necesario utilizar la aspiradora a diario.

Continúa leyendo