¿Qué son los puntitos negros que aparecen en el arroz blanco?

¿Acabas de encontrar pequeños puntitos o motitas negras que, de repente, han comenzado a moverse en el arroz blanco? Si es así te explicamos en qué consisten y qué deberías hacer al respecto.

Qué son los puntitos negros que aparecen en el arroz blanco
Foto: Istock

El arroz, sobre todo el arroz blanco, es considerado como uno de los cereales más consumidos, de forma que es tremendamente común que nunca falte en nuestra despensa. Pero, aunque el método a seguir para cocinarlo es bastante sencillo y simple (aún cuando, es cierto, es necesario seguir los pasos y practicar hasta cogerle el punto adecuado), su conservación puede no serlo tanto.

De hecho, el arroz se encuentra dentro del grupo de alimentos que, una vez abiertos, no tienden a conservarse muy bien en su envase original. Es lo que ocurre con otros alimentos similares, como por ejemplo es el caso de las legumbres (sin cocer) o la pasta.

Muchos expertos aconsejan encarecidamente optar por guardarlos en otros recipientes, como podría ser el caso de botes o envases de cristal, o táperes. Eso sí, a la hora de mantener una conservación lo más adecuada posible, lo más recomendable es escoger envases que puedan ser cerrados de forma hermética.

Si no es así, y tenemos por costumbre mantener el arroz durante largos períodos de tiempo en su envase original (incluso aunque no lo hayamos abierto todavía), es bastante probable que, con el paso de las semanas, nos terminemos encontrando con unos extraños puntitos y motitas negras en el interior del envase. Es más, puede darse el caso incluso de no detectarlos hasta que hemos finalizado la cocción, y todo está dispuesto en la mesa para servir el arroz recién cocinado. ¿Qué son y en qué consisten?

Si alguna vez te has encontrado con ellos, o incluso es la primera vez que te ocurre, te presentamos a unos insectos de pequeño tamaño, característica forma y de color negro, que responden al nombre de gorgojos.

Pero su presencia no solo se limita al arroz blanco. Y es que, una vez aparecen en la despensa, las posibilidades de que también hayan llegado a otros alimentos (principalmente otros cereales), es bastante elevada. Y lo que es aún peor: no solo nos veremos en la obligación de revisar toda la despensa, sino que acabar con ellos puede terminar siendo una tarea ardua y complicada.

¿Qué son los gorgojos y por qué aparecen?

Gorgojos en el arroz blanco
Foto: Istock

De acuerdo al College of Agriculture, Food and Environment, de la Universidad de Kentucky, en Estados Unidos, los gorgojos tienden a ser unos insectos de pequeño tamaño, que suelen medir entre 30 a 60 mm, y suelen presentar tonalidades negras o marrones. 

Presentan una esperanza de vida de entre 6 a 8 meses, y lo más común es que no se encuentren cerca de los alimentos afectados. Algo que no ocurre con las larvas, que sí tienden a desarrollarse y crecer en el interior de granos y semillas del trigo y del maíz, además de otros cereales.

Como indica el Ministerio de Agricultura, Pesca y Alimentación (MAPA), la temperatura óptima para su proliferación se sitúa entre los 25 a los 28 ºC, pudiendo sobrevivir sin problemas en ambientes con una temperatura de hasta 32 ºC. Por este motivo, es enormemente habitual que los encontremos en la despensa de alimentos durante los meses de verano, cuando se dan las condiciones que les encantan: calor y humedad. 

¿Cómo se introducen en los alimentos?

Al igual que ocurre con otras plagas de despensa, los gorgojos típicos del arroz tienden a alimentarse tanto de cereales integrales como del arroz, además de semillas, maíz, nueces, legumbres y otros alimentos similares. 

No obstante, a diferencia de los escarabajos que viven y se alimentan de los alimentos, los gorgojos en realidad viven y se alimentan dentro de los alimentos. La hembra realiza un agujero en el interior del grano o la semilla, depositando un huevo en su interior, para finalmente sellar la abertura. Posteriormente, cuando el huevo eclosiona dentro de la semilla o del grano (de arroz, por ejemplo), la larva se alimenta de la carne del alimento hasta que se ha desarrollado completamente. 

Así, una vez que ha crecido por completo, el gorgojo, finalmente adulto, sale del grano o semilla.

Además, los gorgojos tienen la capacidad de agujerear los envases de cartón o de plástico del arroz o de otros productos alimenticios, de ahí que sea esencial guardar estos alimentos en envases que puedan ser cerrados herméticamente, incluso aunque no los hayamos abierto aún.

¿Qué hacer para acabar con ellos?

Si hemos encontrado puntitos negros en el arroz blanco, sin cocer, o motitas negras en el agua de la cocción del arroz significará que nuestra despensa ha sido invadida por estos pequeños insectos, especialmente cuando el arroz (o el alimento afectado), se encontraba almacenado en esta área.

Si es así, la única solución comprende deshacerse de todos y cada uno de los productos que no se encuentren almacenados en envases cerrados herméticamente. Luego, es imprescindible limpiar el área afectada, prestando, eso sí, una atención especial a agujeros o grietas, donde de hecho pueden llegar a ocultarse con muchísima facilidad.

También te puede interesar:
Christian Pérez

Christian Pérez

Editor de Gaia Media Magazines y creador de revistas como Natursan, Vegveggies o Saludablementebien. Creador de contenidos especializado en nutrición, lifestyle y salud. Y lo más importante: Papá de 2 niñas

Continúa leyendo