Sashimi de pollo, ¿es un plato peligroso?

3 minutos

La moda del pescado crudo también llega al pollo. ¿Te atreverías a probar el sashimi de pollo? O lo que es lo mismo: pollo marcado a la plancha en el exterior y crudo en el interior. Sí, estás leyendo bien.

Sashimi de pollo, ¿es un plato peligroso?

El sashimi de pollo, también conocido como sasami es un plato típico de la cocina japonesa en el que la carne de pollo se toma prácticamente sin ningún tipo de cocción, tostada en el exterior pero totalmente cruda en el interior. Nos preguntamos… ¿Es un plato seguro? ¿Conlleva algún riesgo? ¿Lo probarías?

¿Se puede comer pollo crudo?

La carne de pollo es de las más consumidas en todo el mundo. Las razones saltan a la vista: es una carne barata, saludable, con muy poca grasa y muy versátil. Admite multitud de preparaciones desde las más sencillas hasta platos más elaborados.

En Japón llevan años aplicado la técnica del sashimi (o, más bien, del tataki), muy usada en pescados como el atún o el salmón, al pollo, y que básicamente consiste en tomar la pieza cruda servida en filetitos finos. El tataki por su parte, consiste en servir el alimento en cuestión marcado en el exterior y crudo en el interior.

Las autoridades advierten: "la única forma de evitar el peligro es cocinar la carne de pollo".

El problema con el pollo es que comer esta carne cruda puede resultar peligroso para la salud. Son muchos los expertos que han alzado la voz sobre esta práctica: se corre el riesgo de contraer una infección alimentaria de carácter grave.

Cuando comes así un pescado, puedes contagiarte de algún parásito, como el anisakis, un peligro que desaparece con la congelación previa de la pieza. Sin embargo, con el pollo el riesgo de contagiarse de bacterias es muy alto, especialmente de salmonela, de campilobacteria y de E. Coli.

Un plato popular en Japón que llega a Europa

El sashimi de pollo es un plato muy popular en Japón, para prepararlo se utiliza la pechuga ya que se considera que es la parte menos contaminada del animal. En algunos casos se hierve durante 10 segunos y luego se marca a la plancha, en otros directamente pasa por la plancha y se sirve tal cual ves en la imagen. Los defensores de este plato aseguran que si consumes aves criadas en libertad, que han vivido en un entorno seguro y limpio no hay de qué preocuparse.

Raw chicken sashimi Tokyo. #sushisho

Una publicación compartida de Lukas Loughran (@lukasloughran) el

Sin embargo las autoridades sanitarias de medio mundo han alertado sobre esta práctica. De hecho el Ministerio de Salud, Trabajo y Bienestar del país nipón emitió una advertencia recordando a los restaurantes que el pollo debe servirse siempre cocinado y tiene que alcanzar una temperatura interna de 75 grados antes de que llegue a la mesa de un cliente.

En Reino Unido, la FSA (Food Standards Agency), tras la publicación de un artículo en The Mirror sobre este plato de moda, también emitió una advertencia sobre los peligros que conlleva comer pollo sin cocinar, independientemente de las condiciones en las que haya vivido el animal.

Datos y advertencias que están totalmente apoyados por un estudio llevado a cabo en la Universidad de Manitoba (Estados Unidos) donde se demostró que el 25 % de los cadáveres de pollos de Estados Unidos tenían salmonela y el 60 % de los mismos tenían campilobacteria.

La única forma de evitar una intoxicación alimentaria que puede acabar en disgusto es cocinar la carne de pollo. Y ahora te preguntamos... ¿Probarías este plato?

Etiquetas: Nutrición

Continúa leyendo...

Contenidos similares

COMENTARIOS