¿Te Resulta Todo Ruidoso ¡Vigila Tu Estrés!

Los ruidos cotidianos (el entrechocar de la vajilla, las llaves en el bolso, unos tacones por la calle...) a veces parecen subidos de tono, ensordecedores, ¿verdad? Ahora un estudio del Instituto Karolinska (Estocolmo, Suecia) revela que puede deberse al estrés. En él se expusieron a 208 mujeres y a 40 hombres, de 23 a 71 años de edad, con niveles de cansancio emocional bajos, medianos y altos, a cinco minutos de estrés físico, mental y social. El estudio reveló que las mujeres con un nivel alto de cansancio emocional eran mucho más sensibles a los sonidos tras ser expuestas al estrés que otras mujeres que no estaban agotadas. Para algunas de estas mujeres, incluso las conversaciones normales eran demasiado ruidosas.
"Cuando uno es hipersensible al sonido, algunos sonidos normales, como el traqueteo de los cubiertos o el sonido del motor de un coche, pueden resultar  ensordecedores", explicó Dan Hasson, profesor asociado del departamento de fisiología y farmacología del instituto. "Dado lo común que es que las personas trabajen en ambientes con distintos tipos de sonidos perturbadores, esta hipersensibilidad pueden realmente resultar debilitadora para algunas personas. Nuestro estudio indica que los niveles de agotamiento y el estrés son factores adicionales que deben ser tomados en cuenta cuando se diagnostican y tratan los problemas del oído", concluyó.

Continúa leyendo