Nutrición

Los embutidos, a examen: ¿cuántas calorías tienen?

Jamón serrano, jamón york, pavo, mortadela, salchichón, chorizo, morcilla… el mundo de los embutidos es muy amplio y variado. El fiambre agrupa a unos alimentos muy frecuentes en nuestra dieta, ya que son muy asequibles, sabrosos y fáciles de consumir (no hay que cocinarlos), aunque eso no quiere decir que siempre sean opciones saludables.

De hecho, el fiambre no goza de demasiada buena fama, ya que está compuesto por carnes que han sido procesadas y que suelen contener altas cantidades de grasas. Pero vayamos por partes: hay un grupo muy heterogéneo de embutidos y no todos tienen las mismas características y valores nutricionales. ¿Cuáles son más sanos y cuáles son más perjudiciales?

El chorizo, la morcilla, el salchichón y la butifarra son algunos de los embutidos más perjudiciales para la salud, ya que contienen una gran cantidad de calorías, colesterol y grasas. Este tipo de fiambre también posee una alta cantidad de sodio, que en exceso puede ocasionarretención de líquidos y problemas cardiovasculares como hipertensión.

Por su parte, los embutidos de carnes magras, como la pechuga de pavo o pollo, el jamón cocido y el jamón serrano constituyen opciones mucho más saludables. Estos fiambres contienen mucha menos grasa y colesterol, suman menos calorías y aportan proteínas de calidad y minerales como el fósforo, hierro y potasio, por lo que son más recomendables para estar en forma o incluso adelgazar.

Consumidos de una forma muy esporádica y en cantidades moderadas (un par de rodajas o de lonchas), los embutidos no tienen por qué perjudicar la salud. Sin embargo, si estás buscando perder algo de peso o cuidar tu línea, o tienes algún problema de salud (obesidad, colesterol alto, hipertensión) sí que deberás prestar especial atención a los que tomas: evita los embutidos más calóricos y grasientos (chorizo, butifarra, morcilla, paté, mortadela…) y elige siempre los embutidos de carne magra (pechuga o jamón de pavo, jamón york y jamón serrano). En este caso, intenta decantarte por las opciones del mercado que tengan la menor proporción de grasas  y que sean bajos en sal.

Por si te queda alguna duda, estas son las calorías de cada embutido.

También te puede interesar: Embutidos. Conoce sus Diferencias