¿Afrontas tus miedos?

Lee los supuestos y elige las respuestas que más vayan contigo. Después, suma los resultados y quédate con el mayoritario. ¡Descubrirás algo nuevo sobre ti!

0 / 0
En el baño sola en casa

1/10 Estás en el baño, sola en casa. Es tarde, suena el teléfono...

descolgar teléfono

2/10 Llaman, descuelgas: "Soy Elena, ven pronto, te necesito", y cuelga. Tú...

sms urgentes

3/10 Recibes sms urgentes. Fuera es noche cerrada. Tu coche está aparcado en un aparcamiento subterráneo...

llaves coche

4/10 Pones las llaves en el coche...

arrancas y vas conduciendo

5/10 Una vez que arrancas y vas conduciendo, bajo la influencia del estrés, tu mente...

Te preguntas qué haces en este lío

6/10 Te preguntas qué haces en este lío. Y te da por pensar que Elena mató accidentalmente a alguien y te pide que la ayudes a enterrar el cuerpo. ¿Tú cómo actuarías?

Procuras calmarte

7/10 Entre tanta locura, procuras calmarte...

Llegas a casa de Elena

8/10 Llegas a casa de Elena. Sales corriendo del coche. Ella está en la puerta esperando. La examinas en busca de...

Pero no es nada de eso

9/10 Pero no es nada de eso. Elena se tira -frenética- a tus brazos y te espeta: "¡Arturo se ha escapado!". Arturo es su gato de 12 años. Tú...

¿Cómo actúas después?

10/10 ¿Cómo actúas después?

¡Eres una valiente!

mayoria de a

Te enfrentas a tus miedos. No los dejas de lado, si no que vas a por ellos. Cuanto antes termine lo que te angustia, más pronto estarás tranquila (algo fundamental para sentirte bien). Vamos, que sí, que tienes coraje. Pero, ojo, que esto también es una forma de no parar un segundo y tal vez así evitas enfrentarte a miedos más profundos como, por ejemplo, a no tenerlo todo bajo control.

Lo tuyo es negociar

mayoria de b

Lo tuyo es llegar a pactos, negociar. Eres muy pragmática; miras a ambos lados de la calle antes de cruzar. Buscas llegar a soluciones intermedias que satisfagan a todos, pero ¿y si procede de la necesidad de gustar a todo el mundo? Reflexiona: ¿ese es uno de tus miedos íntimos?

Esquivas lo que te asusta

mayoria de c

Esquivas. Ante aquello que te preocupa, optas por girar y volver atrás. De esta forma, podría decirse que no tienes miedos, que nada te paraliza, pero en realidad lo que haces es dejarlos a un lado, cambiar tu camino para no afrontarlos, y así puede terminar ocurriendo que no consigas aquello que anhelas.