Vídeo de la semana

Trucos para conseguir unos nachos perfectos

¿Fan de este snack tan delicioso? Te damos los pasos a seguir para prepararlos de forma casera de la mejor manera posible. ¡Te encantará el resultado!

trucos para preparar nachos
iStock

Son uno de esos aperitivos o snacks con los que siempre se triunfa. Los nachos -esos triangulitos crujientes acompañados de una salsa de queso, picante o de guacamole y frijoles- son un plato típico de la gastronomía mexicana, aunque su delicioso sabor -y lo fácil que es presentarlos- ha hecho que se hayan vuelto tremendamente famosos en todo el mundo. 

Seguro que piensas que preparar unos nachos perfectos es fácil, pero lo cierto es que construir este entrante de una buena manera requiere de algunos trucos. ¡Si quieres preparar este snack como un auténtico chef, toma nota de estos pasos a seguir!

  1. En primer lugar, presta atención a los propios nachos que uses. Es una práctica común simplemente comprar bolsas de chips de maíz muy salados, pero puedes probar a elaborarlos de una forma casera. Para ello basta con cortar tortillas de maíz en triángulos y hornearlas en el horno durante unos 8 o 10 minutos, hasta que estén bien doradas y crujientes. Honestamente, ¡merece la pena!
  2. ¿Y qué pasa con los aderezos? No pierdas el tiempo comprando guacamole, simplemente prepara el tuyo con dos aguacates maduros, medio manojo de cilantro fresco, un cuarto de cebolla morada, un chile rojo fresco, algunos tomates cherry y una lima. Aplasta los aguacates con un tenedor, luego pica finamente las otras verduras y mézclalas con el aguacate. Exprime el jugo de una lima, condimenta (al gusto)  y mezcla bien antes de terminar con un chorrito de aceite de oliva. ¡El guacamole casero es mucho mejor!
  3. Lo mismo ocurre con la salsa. Prepara una deliciosa picando finamente un puñado de tomates cherry, un pimiento rojo, una guindilla roja fresca y mezclando todo con un chorrito de vinagre de vino tinto antes de condimentar al gusto. ¡Perfecta!
  4. Para añadir los frijoles, simplemente escurre una lata de frijoles negros y fríelos en una sartén con un poco de aceite a fuego alto durante unos minutos hasta que estén bien calientes. Resérvalos hasta que estén tibios.
  5. Una vez que todos los ingredientes estén listos, coloca los nachos en una fuente para horno y espolvorea sobre ellos un buen puñado de queso rallado. Puedes gratinarlo para que tenga todavía más sabor durante un par de minutos. A continuación, termina la presentación con generosas cucharadas de guacamole y salsa, ya sea mezcladas y una encima de la otra, o en montículos, para que no se mezclen.

Continúa leyendo

#}