Vídeo de la semana

¿El invierno castiga más tu piel? Toma nota de estos remedios caseros

El frío invernal puede hacer que nuestra piel se deshidrate y pierda elasticidad.

¿El invierno castiga más tu piel? Toma nota de estos remedios caseros
Gtres

Pronto llega el invierno y, con él, la humedad, el viento y el frío propio de esta estación del año. Y es precisamente por estas razones por las que nuestro cutis puede irritarse en gran medida, ya que se reseca y deshidrata más de la cuenta.

Por ello, tenemos que tener en cuenta una serie de trucos para cuidar nuestra piel, con los que evitaremos que se agriete y nos escueza debido a la sequedad que nos provoca el calefactor, por ejemplo.

Una de las claves a tener en cuenta es la crema humectante, que debemos aplicar en vez de darnos constantemente agua. Y es que el agua y el jabón pueden hacer que eliminemos grasa de nuestra piel, que se reseca más fácilmente. Este tipo de bálsamo evita que perdamos la humedad propia de nuestro cutis y nos ayuda a conservarlo intacto. Además, no debemos frotarnos la piel con esponjas muy ásperas y rugosas, ya que desgastan nuestra dermis y provocan que se escame.

Por otro lado, tenemos que evitar en la medida de lo posible las prendas compuestas por lana y materiales sintéticos, que pueden rozar nuestra piel y hacer que nos aparezcan rojeces por la deshidratación propia de esta estación.  

La dieta también juega un papel importante en la salud de nuestra piel. Y es que en invierno debemos hidratarnos mucho más. Por ello, tenemos que beber más cantidad de líquido, evitando siempre que podamos la cafeína en nuestro día a día. Además, hay que optar por alimentos ricos en Omega 3, como el pescado y las semillas, ya que regeneran rápidamente la piel reseca.

Relacionado directamente con la dieta es que debemos evitar consumir alcohol y bebidas muy calientes, pues también pueden hacer que aparezcan rojeces en nuestro rostro. Esto ocurre porque los vasos sanguíneos se dilatan por la constante exposición al viento y frío invernales y pueden provocar que se desarrolle esta afección.

Si tenemos en cuenta estos sencillos trucos, evitaremos que nuestra piel se reseque debido al clima propio del invierno y luciremos un cutis hidratado y sano.

También te puede interesar:

Continúa leyendo