Pasteles de queso y fresas con un toque de albahaca

Un postre con un bizcocho jugoso de queso como base y aromatizado con albahaca y fresas. Cuando lo pruebes no podrás parar de comerlo.

Ingredientes:

  • 50 g de mantequilla a temperatura ambiente
  • 100 g de azúcar
  • 2 huevos
  • 125 g de fresas
  • 60 ml de yogur
  • 100 g de harina
  • 1 cucharada de levadura en polvo.

Para la crema:

  • 300 g de fresas trituradas
  • 500 g de queso mascarpone
  • 60 g de azúcar glas
  • 250 g de fresas troceadas
  • 6 hojas de albahaca picada.
  • Para la cobertura:
  • 3 hojas de gelatina
  • 100 g de mermelada de fresa
  • 150 g de fresas trituradas
  • 100 g de avellana molida
  • 4 fresones para decorar.
Tiempo de preparación: 15 minutos
Tiempo de cocción: 15 minutos
Económica
4 comensales
Tipo de receta: Queso
Vegetarianos

Elaboración:

  1. Primero, hay que hacer el bizcocho.
  2. Para ello, batir la mantequilla (que estará a temperatura ambiente) con el azúcar hasta blanquearla. Es decir, hasta obtener una crema.
  3. Agregar los huevos uno a uno y seguir batiendo. No agregar el siguiente hasta que el que acabas de incorporar está bien integrado. 
  4. Triturar las fresas con el yogur e incorporar a la mezcla anterior.
  5. Añadir la harina tamizada con la levadura.
  6. Mezclar y verter en una bandeja de horno forrada con papel sulfurizado, de manera que quede un cuadrado de 30 x 30 cm.
  7. Hornear a 180 ºC de 12 a 15 minutos.
  8. Una vez listo, dejar enfriar en la misma bandeja.
  9. Mezclar los ingredientes de la crema con la batidora.
  10. Con la ayuda de un cuchillo, cortar 12 cuadrados de bizcocho, 3 por pastelito.
  11. Poner un cuadradito dentro del molde de emplatar.
  12. Disponer un poco de crema encima, tapar con más bizcocho y poner más crema.
  13. Terminar con bizcocho.
  14. Formar los 4 pasteles y reservar en el congelador durante 3 horas.
  15. Poner las hojas de gelatina en remojo de agua fría.
  16. Calentar en un cazo la mermelada colada y agregarle las fresas trituradas y la gelatina escurrida.
  17. Esperar a que se temple.
  18. Retirar los pastelitos del congelador y mantenerlos 2 horas en la nevera para que se descongelen un poco.
  19. Desmoldar los pasteles y rebozar los laterales con avellana molida.
  20. Cubrir con el acabado de gelatina (debe quedar con un efecto de espejo).
  21. Decorar con un fresón y conservarlos en la nevera hasta el momento de servirlos.

Más información sobre estos pasteles:

Si lo tuyo son las hierbas aromáticas, este pastel con el toque de la albahaca te encantará. Aunque este condimento suele asociarse a platos salados, funciona muy bien con el dulce por el frescor que le aporta. Además, este bizcochito tiene como ingrediente principal las fresas, una fruta nutritiva y llena de sabor y dulzor que combina con productos tan clásicos como el queso o la mantequilla. Este postre es laborioso, pero el resultado sorprenderá a todo el que lo pruebe por su frescura y cremosidad.

La parte principal de estos pastelitos son las capas de bizcocho, y para que quede perfecto tienes que ser especialmente cuidadoso con las cantidades y medir los ingredientes que incorporas a la mezcla. A la hora de servirlos, ten en cuenta que el postre hay que comerlo frío: consérvalo en un envase o con una tapa, para que no absorba los malos olores o la esencia de otros alimentos que puedas tener en la nevera. Lo ideal es prepararlo en el mismo día en el que lo vas a consumir.

Continúa leyendo nuestras recetas...