Revista Mía

Bizcocho tradicional navideño

Con un molde redondo en forma de corona y los ingredientes adecuados, tendrás el mejor postre para la cena de fin de año

Como ya sabemos que un bizcocho casero siempre es una buena idea para una celebración especial, qué mejor que despedir el año con un bizcocho tradicional navideño perfecto para toda la familia.
La glasa cremosa que lo recubre se prepara con claras de huevo, azúcar glas y un poco de zumo de limón, una mezcla de sabores que no dejará a nadie indiferente y que además combina a la perfección con el resto de ingredientes.
Si no sabes cómo se prepara la glasa del bizcocho, no te preocupes, que ya verás lo fácil que te resulta siguiendo las indicaciones de la receta. Además con el decorado de fresas escarchadas el resultado será inmejorable.
Al final tendrás como resultado un bizcocho súper esponjoso, jugoso y buenísimo con un sabor intenso a chocolate, recubierto por una glasa cremosa, y coronado con fresas naturales azucaradas, toda una delicia.

Ficha 

  • Tiempo de preparación 1 hora
  • Tiempo de cocción 45 min
  • Porciones 8
  • Tipo de receta (n/a)
  • Precio -

Ingredientes

  • 250 g de chocolate negro

    4 huevos

    290 g de harina

    225 g de mantequilla

    190 g de azúcar glas

    12 gramos de levadura en polvo

    Fresas naturales

    Azúcar

    225 gramos de azúcar glas para la glasa

    Zumo de limón

    1 clara de huevo para la glasa

Elaboración

Bizcocho tradicional navideño

Bizcocho tradicional navideño

Separa las claras de las yemas, monta las claras a punto de nieve con unas varillas eléctricas y reserva. Trocea el chocolate, y derrítelo al baño maría con la mantequilla. Precalienta el horno a 180ºC.

Bate las yemas con el azúcar hasta obtener una mezcla blanquecina, agrega poco a poco el chocolate fundido sin dejar de remover hasta que quede totalmente integrado. Añade entonces la harina y la levadura, y mueve de nuevo la mezcla. Incorpora las claras montadas con movimientos envolventes.

Vierte la mezcla del bizcocho en el molde engrasado con una nuez de mantequilla, y hornéalo durante 45 minutos aproximadamente. Comprueba la cocción del bizcocho con un palillo, y déjalo enfriar sobre una rejilla.

Prepara la glasa batiendo la clara con la mitad del azúcar glas, agrega una cucharada de zumo de limón, y el resto del azúcar glas sin dejar de batir la preparación hasta conseguir una textura lisa y cremosa. Lava y trocea las fresas a la mitad para rebozarlas en azúcar, y resérvalas para terminar el postre.

Cubre la superficie del bizcocho con la glasa, y decóralo con las fresas escarchadas antes de servirlo.

tracking