Asado de cerdo con salsa a la naranja

Servir el asado de cerdo cortado en rodajas finas con la salsa de naranja.

Ingredientes:

  • 1 lomo de cerdo entero de unos 800 g
  • 1 ramillete de tomillo fresco
  • 1 cabeza de ajos
  • aceite de oliva
  • 100 g de harina
  • sal
  • pimienta negra molida
  • 500 ml de caldo de ave                                                                                                                                                   

Para la salsa:

  • 200 ml de zumo de naranja natural
  • 20 ml de zumo de limón
  • ralladura de 1 naranja
  • 35 g de azúcar
  • 25 g de mantequilla
  • 2 cucharaditas de maicena
  • 60 ml de vino blanco
Tiempo de preparación: 45 minutos
Tiempo de cocción: 75 minutos
Económica
4 comensales
Tipo de receta: Carnes

Elaboración:

  1. Aderezar con abundante sal y pimienta el lomo de cerdo, limpio de impurezas y grasa. Enharinar el lomo y dorarlo a fuego fuerte en una cazuela grande con un chorrito de aceite de oliva, hasta conseguir sellar bien la carne.
  2. Agregar el  tomillo fresco y el caldo de ave. Tapar y dejar que se cocine a fuego lento durante 1 hora, dándole la vuelta de vez en cuando, para que no se seque. Destapar y cocinar 10 minutos más. Para cortarlo, hay que esperar a que se enfríe.
  3. Elaborar la salsa mezclando en un cazo el jugo del asado colado y el zumo de naranja y limón con el azúcar. Calentar y reducir ligeramente.
  4. Añadir el vino blanco y dejar que se cocine 10 minutos a fuego medio, para que el alcohol se evapore. Agregar la ralladura de naranja y la mantequilla en pequeñas porciones bien fría y mezclar bien hasta que se integre en la salsa.
  5. Disolver la maicena con un poco de agua fría e incorporar la salsa, para espesar un poco.

Por qué añadir cítricos a tus platos

Aunque los cítricos suelen emplearse para la elaboración de platos dulces, estos pueden son una excelente opción para añadir a tus platos. El contraste de sabores es solo una de las ventajas que pueden aportar estas frutas.

Además de su sabor, las frutas como la naranja o el limón aportan numerosos beneficios para nuestro cuerpo gracias a su aporte de vitaminas. No obstante, la principal ventaja es su versatilidad en la cocina, ya que combinan numerosos tipos de alimentos como pescados, carnes, entrantes...

El limón suele emplearse para pescados y carnes blancas como el pavo y el pollo, mientras que la naranja es mejor para aderezar carnes como el cerdo o la ternera

Sin embargo, el limón es el más empleado, ya que su uso se limita al aderezo de platos. En las ensaladas, se puede utilizar como sustituto del aceite y vinagre y para aportar frescura. En los pescados al horno, este ingrediente hará más sabroso el plato. Asimismo, el limón evita que los alimentos se oxiden. Para ello, solo tendrás que agregar un chorrito para facilitar su conservación.

En el caso de la naranja, este es el complemento ideal para nuestros guisos porque ablanda la carne y neutraliza la grasa. En los pescados, se puede utilizar su jugo para hacerlos más jugosos. Para las ensaladas, es recomendable utilizar gajos de la naranja y combinarlos con los ingredientes que más te gusten.

¿Y qué ocurre con la cáscara? Pues bien esta parte de la fruta puede ayudarnos a dar aroma y sabor a los platos de repostería. Y en el caso de los asados, se trata de una excelente opción para aportar intensidad a nuestro plato.

Continúa leyendo nuestras recetas...