Revista Mía

Marmitako de atún

Uno de los platos típicos del norte de España es el marmitako de atún, un guiso de pescado con patatas, pimiento, cebolla y tomate ideal para los almuerzos de diario.

El nombre del plato, marmitako, le viene dado por el recipiente donde antiguamente se preparaba, una especie de marmita (ollla metálica con tapadera) donde los pescadores cocinaban el pescado recién sacado del mar junto con otros ingredientes provenientes de la huerta. Un guiso tradicional que ha seguido cocinándose en los fogones de diversos hogares  convirtiéndose en un plato de cuchara indispensable en el recetario nacional.
Para preparar el marmitako lo primero que necesitas es bonito o atún fresco además de patatas, pimiento rojo y verde, guindilla, pimiento choricero, ajo, cebolla, tomate, pimentón, vino blanco, caldo de pescado y aceite de oliva. No tengas prisa al cocinarlo, porque si quieres que te quede un buen marmitako, el único secreto además de elegir ingredientes frescos y de calidad, es preparar un buen sofrito y cocer el guiso a fuego lento para que quede sabroso y con la textura idónea. Para ello presta atención a los trucos que mencionaremos a lo largo de la receta.

Ficha 

  • Tiempo de preparación 1 hora
  • Tiempo de cocción 45 min
  • Porciones 4
  • Tipo de receta Dieta sin gluten
  • Precio -

Ingredientes

  • 400 g de atún fresco
  • 650 ml de caldo de pescado
  • ½ kg de patatas
  • 1 cebolla
  • 1 diente de ajo
  • 1 pimiento rojo
  • 1 pimiento verde
  • 2 tomates
  • 1 cucharadita de pasta de pimiento choricero
  • 1 guindilla
  • 150 ml de vino blanco
  • ½ cucharadita de pimentón dulce
  • Aceite de oliva
  • Sal

Preparación

Pela y pica finamente la cebolla y el diente de ajo

Limpia los pimientos, eliminando las semillas y la parte superior, sécalos bien, y córtalos en cuadraditos pequeños con ayuda de un cuchillo bien afilado

Lava y pela las patatas, y córtalas en trozos chascando la patata, así conseguirás que libere más almidón y el guiso quedará más espeso

Para ello, corta con el cuchillo de manera que no termines el corte por completo, sino que arranques la patata rompiendo la última unión del trozo

Pela y tritura los tomates y resérvalos

Limpia el pescado retirando posibles espinas, lávalo con agua bajo el grifo y sécalo bien con papel de cocina absorbente

Córtalo en dados de tamaño similar al de las patatas y sazónalo con un poco de sal y pimienta para dejarlo reservado

Rehoga la cebolla en una cazuela con 3 cucharadas de aceite de oliva durante 5 minutos

Agrega el ajo y cocina 2 minutos más

Incorpora el pimiento y prosigue la cocción 3 minutos

Añade la pulpa del pimiento choricero, el pimentón, la guindilla y el tomate

Remueve bien con una cuchara de madera para que se integren bien los sabores y sigue cocinando el sofrito unos minutos más

Agrega las patatas a la cazuela y remueve durante 1 minuto hasta que todas las patatas queden bien impregnadas por el sofrito y adquieran un tono rojizo

Vierte el vino blanco y déjalo cocinándose un par de minutos para que el alcohol se evapore

Calienta el caldo de pescado antes de añadirlo al guiso para no cortar la cocción

Rectifica de sal y cocina el guiso a fuego medio 15 minutos removiendo de vez en cuando hasta que las patatas queden tiernas

Marca los dados de atún en una sartén con unas gotas de aceite de oliva antes de agregarlos a la cazuela, quedará mucho más sabroso

Deja cocinar el atún en la cazuela a fuego lento 2 minutos

Aparta el guiso del fuego y déjalo reposar al menos 5 minutos antes de servir

tracking