Dieta depurativa, deshazte de los kilos veraniegos

Las vacaciones son aperitivos, helados, extra de comidas fuera de casa y más de un capricho. A la vuelta, toca deshacerse de todo eso y, para recuperar la figura, es necesaria una dieta ‘detox’, la única que funciona.

  • Por Inma Coca

Dicen los expertos disfrutones que el nivel de satisfacción de las vacaciones se mide en los kilos de más con los que se regresa. Y es que esto está directamente relacionado con las largas comidas que has organizado con amigas, las siestas en las que se pierde la noción del tiempo y los antojos cumplidos. Resumiendo, es una época en la que se toman más grasas, azúcar y alcohol y se realiza mucho menos deporte.

El resultado es visible en el cuerpo, ya sea con un vientre hinchado o con centímetros de más en los muslos. Una subida de peso ante la que hay que actuar pronto, para que ni vaya a más ni se cronifique. En estos casos, las dietas detox o depurativas son las mejores opciones. Se trata de resetear nuestro cuerpo y eliminar todos los excesos para poder regresar a nuestro peso.

Aprovecha el buen tiempo

Los últimos coletazos del verano y el buen tiempo que cada año se extiende más allá de los meses tradicionales son una excelente ayuda. Por un lado, porque nos da la posibilidad de realizar ejercicio físico al aire, algo muy positivo tanto para la forma física como la mental. Salir a caminar o nadar ayudará a lograr el objetivo.

Con calma

Aunque, al llegar a casa, la báscula te dé un susto, no hay que perder la cabeza. Los kilos que se pierden muy rápido son fácilmente recuperables. Para evitar el efecto rebote, lo más aconsejable es perder sobre medio kilo a la semana. Así, lograrás dar pasos cortos, pero firmes. Y lo que es más importante, definitivos. En lo que sí debes ser inflexible es en los alimentos que tomes. No se trata de pasar hambre, pero sí de elegir cuidadosamente tanto los productos que consumas como la forma de cocinarlos y el momento de consumirlos.

Dar prioridad a las cocciones que evitan acumulación de grasas, como la plancha, el horno y al vapor es tan importante como ingerir suficiente agua y realizar, al menos, cuatro comidas al día.

Alimentos 'detox'

  • Perejil y apio: Los reyes de las dietas detox. Un caldo elaborado con estos dos ingredientes es altamente efectivo. Además, el perejil ayuda a depurar, mientras que el apio colabora a la hora de regular los niveles de colesterol en sangre.
  • Granada: Entre todas las frutas de otoño, la granada es una de las que más antioxidantes contiene, lo que ayuda a que el cuerpo se recupere. A sus propiedades antiinflamatorias, se suma su concentración en ácido elágico, que contribuye a un correcto metabolismo y, por lo tanto, a que sea más sencillo perder peso.
  • Más infusiones: Es importante hidratarse para colaborar con el proceso depurativo. El agua debe ser el primer elemento de la lista, pero no puedes obviar el poder depurativo de las infusiones a base de diente de león o cola de caballo.
  • Verduras de hoja verde: El consumo de vegetales de hoja verde (espinacas, acelgas, rúcula o canónigos) favorece el proceso de limpieza del hígado, precisamente, el órgano que más sufre con los excesos alimenticios.
  • Cereales integrales: Aunque las dietas más restrictivas eliminan cualquier porción de hidratos, si los sustituyes por su versión integral, su aporte de fibra será más que beneficioso. Tanto la pasta como el arroz serán una excelente guarnición, ya que son muy saciantes.

Continúa leyendo