Pan de maíz: receta nutritiva fácil de hacer

De apetitoso color, y textura suave, el pan de maíz es tan fácil de hacer que se podría convertir en una opción casera excelente para desayunos y meriendas, sobre todo si lo acompañas con mantequilla o mermelada.

Ingredientes:

  • 1 taza de harina
  • 1 taza de harina de maíz
  • ⅔ taza de azúcar (opcional)
  • 1 cucharadita de sal
  • 3 ½ cucharaditas de levadura en polvo
  • ⅓ taza de mantequilla derretida
  • 1 huevo grande
  • 1 taza de leche
Tiempo de preparación: 5 minutos
Tiempo de cocción: 15 minutos
6 comensales
Tipo de receta: Pan

Elaboración:

  1. Engrasa bien un molde para bizcochos o pasteles de al menos 22 centímetros redondo (aunque también puedes utilizar un molde rectangular alargado, si prefieres que el pan de maíz tenga esta forma). Precalienta el horno a 200 ºC.
  2. En un cuenco añade la harina común, la harina de maíz, la sal, el azúcar y la levadura en polvo. Mezcla bien para que todos los ingredientes se combinen e integren adecuadamente.
  3. Haz un hueco en el centro de los ingredientes secos y vierte con cuidado la mantequilla derretida, el huevo y la leche. Remueve bien hasta que la mezcla se combine, y solo queden unos pocos grumos.
  4. Vierte la masa en el molde previamente engrasado y hornea a 200 ºC entre 20 a 25 minutos, hasta que la parte superior se haya dorado, y al insertar un palillo en el centro éste salga limpio.

Si deseas hacer pan de maíz sin gluten, simplemente tienes que sustituir la harina común por harina para hornear sin gluten.

¿Y cómo hacer pan de maíz integral?

Si en lugar de elaborar un exquisito pan de maíz común, prefieres sustituirlo por un nutritivo pan de maíz integral, lleno de fibra, en realidad es igualmente sencillo. A continuación te indicamos los ingredientes que necesitas y los pasos a seguir.

Ingredientes:

  • 2 tazas de harina integral
  • 2 tazas de harina de maíz
  • 2 cucharaditas de levadura en polvo
  • 1 cucharadita de bicarbonato de sodio
  • 2 tazas de suero de leche
  • ¼ taza de miel
  • 2 huevos grandes
  • ½ taza de mantequilla derretida
  • 1 cucharadita de sal

Preparación:

  1. Comenzaremos precalentando el horno a 200 ºC. Engrasa un molde para bizcochos de al menos 22 centímetros (rectangular y redondo), con un poco de mantequilla. Resérvalo.
  2. En un cuenco grande pon la harina de maíz, la harina integral, la levadura en polvo, el bicarbonato de sodio y la sal. Mezcla bien.
  3. En otro cuenco mezcla el suero de leche, la miel, la mantequilla derretida y los huevos.
  4. Haz un hueco en el centro de los ingredientes secos. Añade la mezcla de ingredientes líquidos, y remueve bien, rápidamente, hasta que se forme una masa espesa. No obstante, no es adecuado mezclarlo demasiado.
  5. Vierte la masa en el molde que hemos engrasado previamente, extendiéndola de forma uniforme. Hornea a 200 ºC durante 30 a 35 minutos, hasta que la parte superior se haya dorado, y cuando al introducir en el centro un palillo, éste salga perfectamente limpio.

Algunos consejos útiles a la hora de hacer pan de maíz

El pan de maíz es una preparación tan enormemente versátil que no solo es posible elaborarlo en forma de pan. Por ejemplo, puedes utilizar la misma receta para preparar muffins o magdalenas, y el resultado será similar, tan esponjoso como delicioso.

Se trata de una preparación exquisita, liviana y esponjosa, húmedo y que, al comer, puede desmoronarse un poco. Pero es tan delicioso que incluso ésta es una característica básica irremediable de este magnífico pan.

¿Qué hacer si no tengo suero de leche? Podemos sustituirlo por jugo de limón y leche. ¿Cómo? Muy sencillo: por cada taza de suero de leche puedes utilizar 1 cucharada de jugo de limón más leche, hasta llegar a la cantidad de 1 taza. Remueve bien y deja reposar durante 5 minutos. Por otro lado, también puedes utilizar 1 taza de yogurt natural, en lugar del jugo de limón.

Cómo comer el pan de maíz y con qué

El pan de maíz puede comerse solo (de hecho, así de simple es igual de delicioso), o bien tomarlo acompañando con mantequilla, mantequilla de cacahuete o mermelada.

En este sentido, la mermelada de arándanos le queda excelentemente bien. Aunque si no te gusta tanto su sabor, puedes sustituirla por otra mermelada que te apasione más, como por ejemplo podría ser el caso de la mermelada de melocotón.

De hecho, existen distintas versiones para elaborar este pan. No en vano, es tan versátil que en el momento de prepararlo podemos añadir frutos secos como nueces y frutas secas como uvas pasas, o incluso un poco de mermelada para proporcionarle cierto color.

Información nutricional del pan de maíz

El pan de maíz destaca por ser una opción nutritiva excelente, gracias a su contenido en vitaminas y minerales. De hecho, una porción de 65 gramos de pan de maíz aporta:

  • Calorías: 183 kcal
  • Hidratos de carbono: 27.8 gramos
  • Proteínas: 4.18 gramos
  • Grasas: 6.09 gramos
  • Fibra: 0.98 gramos
  • Calcio: 130 mg
  • Fósforo: 101 mg
  • Selenio: 9.04 µg
  • Vitamina B1 (tiamina): 0.168 mg
  • Vitamina B2 (riboflavina): 0.191 mg
  • Vitamina B3 (niacina): 1.48 mg
  • Vitamina B9 (ácido fólico): 35.1 µg
  • Vitamina B12: 0.117 µg
  • Vitamina K: 5.52 µg

Evidentemente, el aporte nutricional dependerá directamente no solo de la cantidad consumida, sino también de los ingredientes usados tanto en su elaboración, como a la hora de comerlo.

Christian Pérez

Christian Pérez

Editor de Gaia Media Magazines y creador de revistas como Natursan, Vegveggies o Saludablementebien. Creador de contenidos especializado en nutrición, lifestyle y salud. Y lo más importante: Papá de 2 niñas

Continúa leyendo nuestras recetas...