Así es como puedes seguir la dieta Ornish

Creada por el profesor Dean Ornish, es una dieta pensada para prevenir las consecuencias de las enfermedades coronarias.

La dieta ornish es un tipo de alimentación que se conoce con ese nombre porque los patrones generales del mismo fueron marcados por el profesor Dean Ornish en 1992 en su libro Programa para revertir la enfermedad cardiaca.

Es por lo tanto una dieta creada, en principio, para un contexto determinado: un cuadro clínico que presente alguna enfermedad coronaria que obligue a proteger el corazón más si cabe a través de la alimentación. Ornish la desarrolló a partir de sus propios estudios e investigaciones personales, y ha generado mucho debate porque la evidencia científica no ha demostrado con garantías su efectividad. 

Aunque incluye premisas muy acertadas como comer mejor a través de la reducción de las grasasy los alimentos ultraprocesados, se trata de una dieta restrictiva porque prohíbe el consumo de alimentos como la leche, la carne o el aceite en todas sus versiones. De hecho, es una dieta prácticamente vegetariana ya que apenas permite el consumo de pescado como proteína vegetal de forma ocasional. Las frutas y las verduras son la base de este plan de alimentación por lo que el término más acertado para etiquetarla podría ser flexivegetariana, ahora que está tan de moda.

Dado que las dietas tipo ornish también permiten el consumo de  cereales, huevos y legumbres, y que uno de sus pilares es que el aporte energético de las grasas en el menú sea menos del 10%, cifra sensiblemente inferior a la que recomienda la OMS (del 15 al 20%), un menú a modo de ejemplo sería el siguiente -está inspirado en los que se pueden encontrar en esta web especializada en dicha dieta- :

Menú tipo

Desayuno

  • Revuelto de verduras hecho solo con clara de huevo
  • Un bol pequeño con frutos rojos: arándanos, fresas y frambuesas
  • Un vaso de bebida vegetal de avena

Snack de media mañana

  • Hummus casero con crudités de verduras (pepino, zanahoria, apio…)
  • 10 almendras crudas

Almuerzo

  • Ensalada de verduras con base de hoja verde y vinagreta balsámica
  • Curry de lentejas
  • Fruta
  • Pan de maíz

Merienda

  • Un yogur natural con cereales integrales o granola sin azúcar y unos trozos de melocotón

Cena

  • Una taza de sopa de tomate o una crema de verduras
  • Un lomo de salmón al horno, vapor o plancha
  • Acompañamiento: un cuenco pequeño de ensalada de lechuga con verduras y frutas al gusto (puedes incluir legumbre, también maíz y por supuesto tomate)
  • Fruta

Continúa leyendo