Vídeo de la semana

Trucos que funcionan para conservar manzanas en casa

Si tienes esta fruta y no sabes cómo guardarla, te damos varias ideas para almacenarla en perfecto estado durante mucho tiempo.

La manzana es una fruta que podemos encontrar durante todos los meses fríos, ya que se conserva muy bien. Este alimento puede conservarse en perfecto estado durante semanas en cámaras frigoríficas o meses. En casa, se pueden conservar siguiendo unos trucos. 

Aunque las manzanas están disponibles todo el año, las mejores variedades son las de otoño e invierno. Además, esta fruta es muy versátil, puesto que puede utilizarse en múltiples recetas dulces como compotas o salados como guisos de caza. Sin embargo, es posible que no sepas cómo conservarlas. Por ello, te vamos a dar algunos consejos para mantenerlas sin estropearse durante mucho tiempo. 

  • Hay que almacenarlas solas: 
    Las manzanas siguen madurando después de ser recolectadas, ya que son frutas climatéricas, aunque tardan mucho más que otras frutas como el plátano. Cuando están madurando desprende un gas (etileno) que puede dañar verduras y frutas sensibles que se encuentren cerca. Para evitar la maduración repentina de otros alimentos, se deben guardar por separado de otros productos, excepto que queramos.  
  • Escoge variedades ácidas y de piel gruesa 
    La variedad de la manzana afecta a su conservación. No todas las manzanas se mantienen igual. Las ácidas con textura firma y piel gruesa se conservan mejor. Igualmente, las piezas de menor tamaño se pueden almacenar mejor.  
    Algunos tipos adecuados son Fuji, Gala, Granny Smith, Braeburn, Pink Lady, McIntosh y Honeycrisp. Evita manzanas con carne harinosa como las reinetas. 
  • Revisa las piezas antes de comprar:
    Escoge aquellos productos que se encuentren en mejor estado. No es nada recomendable comprar ejemplares con golpes, hendiduras, magulladuras, moretones, cortes o sin rabito. Si vas a hacer recolección de manzanas de una planta de casa, separar las piezas dañadas y nunca guardes manzanas con moho. 
  • Guárdalas en el frigo:
    Esta fruta se conserva mucho mejor en frío. Una cámara frigorífica profesional puede conservar manzanas a temperaturas entre 0 y 5º durante meses con una reducción de oxígeno y una atmósfera controlada de alta humedad. 
    Si quieres guardarla en casa, se pueden mantener en un ambiente fresco en climas más fríos. Elige un sitio fresco, oscuro y seco que permita la circulación de aire para evitar la humedad como una despensa o un sótano. Las cajas de madera y cestas son recipientes adecuados. En el frigorífico, se pueden mantener durante un largo plazo. En casas con poco espacio, las manzanas se pueden almacenar en el cajón de la fruta de la nevera. Recuerda que la temperatura nunca baje de -1º. 
  • Mantén la humedad:
    Algunos frigoríficos permiten controlar la temperatura y la humedad de los cajones de vegetales. La humedad es un factor importante, ya que evita que las verduras y los vegetales se resecan. Un truco para evitar que se sequen demasiado es pulverizar ocasionalmente agua sobre ellas. 
    Por otro lado, se pueden envolver las manzanas en papel de cocina o paños previamente humedecidos y sino colocar una esterilla especial para vegetales en la base del cajón. Esto mantendrá una circulación del aire y unos niveles de humedad adecuados. No las dejes en plástico para evitar que cree su propia humedad. Si vas a dejarla fuera de la nevera, envuélvelas en papel de periódico para protegerlas de los insectos. 
  • Prueba nuevas recetas:
    En el caso de que necesites utilizarlas, puedes incluirlas en recetas como tartas, bizcochos, platos salados o convertirlas en compota, dulce de manzana o chips crujientes

Continúa leyendo

#}