Revista Mía

¿Cómo de importante es buscar un hueco para comer en familia?

¿Conoces todos los beneficios de comer en casa con la familia? Buscar un tiempo para dedicar a compartir el momento de la comida con nuestros familiares es más importante de lo que crees.

¿Cómo de importante es buscar un hueco para comer en familia? (Laura Villanueva)
Cada vez hacemos más comidas fuera de casa: desayuno con los amigos de la universidad o trabajo, comidas en el comedor escolar o en restaurantes, comiendo de tupper en la oficina… con esta nueva tendencia, nos estamos perdiendo algo muy importante en el acto de comer: reunirnos.
¿Por qué es tan importante buscar un hueco para juntarnos y comer? Porque es la excusa perfecta que nos brinda la ocasión de conversar, de compartir, de contar cómo nos ha ido el día…
Comer en familia

En realidad, comer en familia proporciona muchísimos beneficios.Istock

Además, se ha visto que incorporar este hábito de comer en familia puede aportar numerosos beneficios, ya que se fomenta una alimentación mucho más saludable, equilibrada y variada. Especialmente en los niños más pequeños, porque los hábitos alimentarios se forjan en los primeros años y es ahí donde los padres tienen un papel educativo decisivo.
Para ver la importancia del comer en familia, un estudio llevado a cabo por el Colegio de Pediatras de Estados Unidos, concluyó lo siguiente:
  • Los niños tienen un 24% más de probabilidades de comer alimentos más saludables.
  • Los niños de 9 a 14 años que tienen cenas más regulares con sus familias, tienen patrones dietéticos más saludables.
  • Los adolescentes entre 11 y 15 años que comen con más frecuencia con su familia, tienen menos problemas emocionales y de comportamiento.
  • Los menores tienen un 35% menos probabilidades de sufrir trastornos de la conducta alimentaria.
  • Los jóvenes que no cenan con frecuencia en familia, tienen entre 2 y 4 veces más probabilidades de tener hábitos tóxicos como fumar o beber alcohol.
Si mientras comemos, estamos acompañados de otros dispositivos como la televisión, el móvil, la consola… probablemente, deje de ser tan beneficioso. Por eso es importante entender que no vale solo con juntarse y realizar el acto de comer. No solo porque no se conversa y no se interactúa, sino porque se ha visto que tener encendidos los dispositivos electrónicos mientras estamos comiendo, hace que no tengamos plena conciencia en la comida, casi sin masticar y que la consumamos con más velocidad y en cantidades mayores.
Beneficios de comer en familia

Comer en familia es ideal para comer más sano (y para que nuestros hijos adquieran hábitos más saludables).Istock

Además, se recomienda que las comidas y cenas se hagan en un entorno agradable, sin estrés, sin discusiones… para que más bien sea un lugar tranquilo en el que poder comer de una forma más pausada y más consciente. También es importante evitar castigar o premiar con los alimentos para que la mesa no sea un campo de batalla y para no fomentar una mala relación con la comida.

Se recomienda que las comidas y cenas se hagan en un entorno agradable, sin estrés, sin discusiones…

Comer en familia también ayuda a instaurar unos hábitos más saludables, ya que se ha visto que los más pequeños y los jóvenes, cuando comen en familia, son más propensos a consumir más frutas, verduras, legumbres, cereales integrales…
También se ha visto que cuando comemos fuera de casa, solemos gastar mucho más dinero y hay un 90% más de probabilidades de acabar consumiendo mayores cantidades de comida por diferentes factores. Por tanto, comer más en casa podría ser una buena forma de ahorrar.

Comer en familia también ayuda a instaurar unos hábitos más saludables

En definitiva, los profesionales de la salud recomiendan dar un rol importante al acto de comer en familia por todos los beneficios comentados anteriormente pero también ser flexibles y no convertirlo en una obligación.
tracking