¿Qué puedes hacer contra el dolor de garganta?

No te precipites con los antibióticos a las primeras de cambio: te harás un flaco favor. Para calmar la irritación existen soluciones más naturales. Te presentamos cinco.

Ardor, escozor, irritación, enrojecimiento, sequedad, dificultad para tragar... ¿Quién no ha pasado por un dolor de garganta? ¿La razón? Que esta zona está expuesta a los microbios.

 

En el 80-90% de los casos, el problema está provocado por un virus y, más raramente, por una infección bacteriana. ¿Antibióticos? Descártalos en un primer caso porque algunos remedios de nuestras abuelas están validados por la ciencia. Apunta estos 5 consejos para hacer que ceda el dolor y calmar la inflamación

 

1. Hidrátate mucho

 

Bebe líquido en abundancia para calmar la garganta deshidratada y rehacer su mucosa. Desde agua hasta tisanas de tomillo (desinfectante) y salvia (calmante). También diluye 20 gramos de cloruro de magnesio en un litro de agua y bébelo a lo largo del día (fortalece el sistema inmunológico). 

2. Prepara un sirope

 

No pienses que es una fórmula complicada. Basta mezclar el zumo de un limón con 5 cucharadas soperas de miel y batirlo hasta integrarlo bien. Gracias a sus propiedades antisépticas y su vitamina C, el limón frena la infección, al igual que la miel, que es antifúngica y antibacteriana.

 

3. Haz gárgaras

 

Según un estudio publicado en la revista American Journal of Preventive Medicine, realizar gárgaras con agua salada palia el dolor de garganta.

 

Y es que cuando ésta entra en la garganta, ayuda a neutralizar los ácidos, con lo que restaura el equilibrio del pH natural y así calma la inflamación y las molestias.

 

¿Cómo prepararla? Mezcla  un vaso de agua tibia con 1/4 de cucharadita de sal y remuévelo.  

4. Zinc y vitamina C

 

La ingesta de zinc acorta la duración del resfriado y el dolor de garganta (aumenta las defensas), y la vitamina C es antioxidante, con lo que también las estimula.

 

¿Dosis? Según una investigación de la Universidad de Helsinki (Finlandia), 80 mg de acetato de zinc y 1 g de vitamina C al día mientras dure el dolor.

 

5. Aspirina, pero ¡en gárgaras!

 

De acuerdo con las pruebas realizadas por el Common Cold Centre (Centro del Resfriado Común) de la Universidad de Cardiff (Reino Unido), la aspirina puede aliviar el dolor de garganta en dos horas; eso sí, usándola como gárgaras. Disuelve dos comprimidos en un vaso de agua y haz gárgaras por la mañana, por la tarde y por la noche (no tragues el agua). 

Continúa leyendo