Milhojas de patata con bacalao

Una receta de original con el bacalao como protagonista. Prepáralo como primer plato de una comida especial y sorprende a tus comensales.

Milhojas de patata con bacalao

Tiempo de preparación:

30 min

Tiempo de cocción:

15 min

Tipo de receta:

Pescado

Receta para 6 personas

Apto para celiacos

Económica

Ingredientes:

  • 1,2 kg. de bacalao desalado en 6 lomos
  • 500 g de patatas
  • 500 ml  de caldo de verduras.

Para  el alioli:

  • 6 dientes de ajo
  • 1 yema de huevo
  • 400 ml de aceite de oliva
  • el zumo de 1/2 limón
  • pimienta
  • sal.

Elaboración:

  1. Lavar las patatas y cocerlas en agua con sal. Escurrirlas, dejarlas enfriar, pelarlas y cortarlas en rodajas finas. Sapimentarlas.
  2. Calentar el caldo de verduras en una cazuela. Llevar a ebullición y, cuando rompa a hervir, introducir los lomos de bacalao. Bajar el fuego y continuar la cocción 8 minutos. Sacarlos y escurrirlos muy bien.
  3. Pelar los dientes de ajo. Aplastarlos en un mortero hasta convertirlos en puré. Añadir la yema de huevo y sal; mezclar.  Incorporar el aceite muy despacio, sin dejar de remover. Agregar el zumo de limón y sazonar con pimienta.
  4. Retirar la piel al bacalao y separarlo en lascas.
  5. Para montar el milhojas, colocar un aro de cocina en el plato de servir y llenarlo alternando capas de patata y de bacalao. Cubrirlo ligeramente con la salsa alioli y llevarlo a la mesa enseguida.

Consigue unas milhojas de patatas con bacalao perfectas…

La patata y el bacalao hacen muy buena combinación. En este caso, te proponemos un plato ligero y nutritivo, ya que tanto las patatas como el bacalao van cocidos y acompañados de un alioli casero delicioso.

Es importante cocer las patatas enteras y con piel hasta que estén tiernas, pero que no se deshagan para poder cortarlas en rodajas. Puedes ahorrar algo de tiempo si haces este proceso en la olla exprés, ya que en cuestión de 4 ó 5 minutos (el tiempo dependerá del tamaño de las patatas) las tendrás listas.

Con respecto al bacalao, es fundamental escoger unos buenos lomos, de buen tamaño, y cocerlo lo justo para que quede bien jugoso. Si es temporada –desde finales de otoño hasta el comienzo de la primavera- puedes apostar por comprar bacalao fresco, en otras épocas del año lo mejor es un buen bacalao en salazón o unos lomos congelados.

El alioli es básicamente una salsa que se elabora con ajos y aceite, aunque en algunos casos, como en esta receta, se puede añadir huevo. Al igual que ocurre con la mayonesa, la única dificultad que tiene es que puede cortarse. Para ello es clave que todos los ingredientes estén a temperatura ambiente.

La receta tradicional se prepara tal y como te contamos arriba, machacando los ajos en un mortero, añadiendo el huevo y la sal y terminando con el aceite en hilo (poco a poco) removiendo, siempre en la misma dirección, hasta que la salsa quede con cuerpo. Tienes que ser paciente, porque conseguir la textura untuosa de esta salsa te va a llevar su tiempo.

Esta tarea se puede agilizar usando una batidora. Se prepara de una forma muy similar a la mayonesa: se añaden los dientes de ajo y la yema de huevo al vaso de la batidora, se tritura todo muy bien y, colocando el brazo en el fondo, se añade el aceite y se comienza a triturar sin mover el brazo hasta que la salsa comience a emulsionar y montarse, entonces es el momento de mover suavemente el brazo de arriba abajo hasta conseguir una salsa con textura homogénea.

Por lo demás, este plato no tiene más misterio que usar un aro de emplatar para una presentación perfecta y ¡prepararse para disfrutar de un plato de 10!

Etiquetas: Recetas baratas, Recetas de fiesta, Recetas de pescado, Recetas fáciles, Recetas para principiantes

¿Quieres ver más recetas?

Buscar por...

recipe_post_search

Continúa leyendo nuestras recetas...

Contenidos similares

COMENTARIOS