Revista Mía

Alimentos ricos en sodio que no debes consumir en exceso

Una dieta alta en sodio se vincula con un mayor riesgo de desarrollar presión sanguínea alta, lo que a su vez puede causarnos un accidente cerebrovascular o una enfermedad cardiovascular.

La Organización Mundial advierte de que la ingesta de sodio entre la población española supera en 25 miligramos la recomendación diaria. Se calcula que la ingesta diaria se sitúa en 2.025 mg de sodio por día, es decir, alrededor 5,06 gramos por día de sal, una cifra que no incluye la sal añadida al cocinar los alimentos. El consumo excesivo de este componente se relaciona con la presión arterial elevada, un mayor riesgo de accidente cerebrovascular y enfermedad cardiovascular.
Antes de nada, convendría explicar la diferencia entre sal y sodio. La sal es el término común que utilizamos para referirnos al cloruro de sodio (40% de sodio y 60% de cloruro en peso) y aporta alrededor del 90% del sodio consumido a través de la dieta. Además de la sal que añadimos al cocinar (aquí tienes unas alternativas para dar sabor a la comida sin recurrir a ella), el problema está en el sodio que añade la industria a ciertos alimentos.
El estudio científico ANIBES concluyó que el momento en el que los españoles consumimos más sodio es la cena, pues representa entre el 30 y el 37% de la ingesta total. Por otro lado, la comida del mediodía aporta el 25-34%, mientras que el picoteo de mañana y la merienda suponen solo el 5-11% de la ingesta de sodio.
Si bien el sodio no es malo, sí lo es el exceso del mismo en el organismo. Este componente es un buen aliado del sistema muscular y nervioso, pero cuando se consume en exceso puede traer graves consecuencias a nuestra salud. Una de ellas es la hipertensión arterial (aquí te contamos todo sobre esto), lo cual significa que el exceso de sodio aumenta el sodio que se encuentra en la sangre. Un alto contenido en sodio incrementa agua al flujo sanguíneo, lo que hace que volumen de la sangre aumente, repercutiendo a su vez en la presión sanguínea, que también se ve aumentada.
A continuación, te contamos cuáles son los alimentos que más sodio aportan. Recuerda consumirlos moderadamente y solo en ocasiones puntuales.
tracking