Ocio

Food Trucks, la tendencia de la comida a cuestas

Así, se trata de un negocio muy práctico que comenzó como no podía ser de otra manera, en EEUU, y concretamente, en California durante el año 2009. Estos 'camiones de comida' permiten al dueño del negocio ampliar su cartera de clientes debido a que no tienen una localización fija, pero también, porque el boca-oreja en este tipo de propuestas funcionan de maravilla. Por su parte, los consumidores pueden disfrutar de la comida estén en la ciudad que estén. Además, casi todos ellos tienen la ventaja de que hacen comida por encargo y se adaptan a tus necesidades.

En cuanto a su elaboración, los carritos nómadas ofrecen una gran diversidad de productos y, como normalmente suelen acudir varios de ellos a un mismo evento, podrás tener un almuerzo muy completo y diferente: desde burritos mejicanos hasta tallarines chinos, pasando por unas ricas ricas hamburguesas. Todo esto para terminar con un postre en condiciones y sin olvidarse de la bebida: en la mayoría de los eventos suele haber una caravana con cervezas artesanas.

Si por el contrario, lo que quieres es iniciarte en el negocio y ser tú el master chef que cocine y lleve sus platos a cuestas por toda la geografía española, debes saber que normalmente existen asociaciones o grupos en los que se comparten experiencias y trucos. En nuestro país The Food Trucks Club te dará toda la información que necesitas sobre cómo tener tu caravana y cómo hacer que sea rentable.

Si lo que prefieres es vivirlo y obviamente, disfrutarlo, en Madrid se organiza desde hace tres años la Expo Food Trucks Nuevos Ministerios, una feria donde cerca de 20 puestos de comida callejera tanto nacionales como internacionales, deleitan a los ciudadanos que pasean por la zona con sus mejores platos. Este evento suele durar unos 5 días, y como solo pagas lo que consumes, es un plan perfecto para pasar una jornada haciendo unas compras por la zona y acabar llenando el estómago.

Aquí te dejamos una selección de nuestros favoritos para que te inspires si decides lanzarte a la aventura de tener tu propio Food truck, pero sobre todo, para que no lo pienses más e hinques el diente.