Si te preocupa el mercurio del atún, puedes pasarte a alguna de estas alternativas

Su gran concentración en mercurio, el cual no es fácilmente eliminado por el cuerpo, es su principal problema por lo que deberías probar otras opciones con las que disfrutar de sus propiedades.

Caballa
Caballa (Foto: iStock)

Uno de los pescados que más se consume en nuestro país el atún. Es más, en España hay auténticos templos gastronómicos en los que poder degustarlo en todo su esplendor y de todas las maneras posibles en las que puede prepararse en la cocina que son bastantes. Y todo ello aunque las recomendaciones médicas invitan a reducir su ingesta -sobre todo los niños- debido a su alta concentración en mercurio. 

Su gran tamaño es el que levantó la alarma en torno al atún -además de otros como el pez espada- ya que éste es uno de los depredadores del mar que se alimenta de los peces más pequeños que ingieren el plancton, el cual es el que tiene metilmercurio que se excreta con dificultad y que es lo que resulta tóxico. 

Pese a estos datos que conocemos ya hace tiempo, el porcentaje de amantes de este enorme pez en sus múltiples variedades no deja de crecer. De hecho, según un estudio realizado por el Instituto de Salud Carlos III de Madrid que fue publicado el pasado verano, los españoles somos los europeos con más mercurio en nuestro organismo por esta razón. No se trata por tanto de eliminarlo de nuestra dieta de forma rotunda, pero sí de tratar de buscar alternativas con las que poder recrear tus recetas favoritas que incluyan este pescado para poder ir variando entre ellas. Notarás la diferencia, no te vamos a engañar, pero el sabor seguirá siendo igualmente intenso y poco a poco terminarás por acostumbrarte a las nuevas fórmulas. Aquí tienes algunas de las más conocidas. 

Melva

Una alternativa muy interesante al atún es la melva porque pertenece al grupo de los pescados azules y por tanto ofrece todos los beneficios de este grupo de alimentos. Una genial fuente de nutrientes especialmente recomendada para mujeres embarazadas en las que el mercurio debe ser evitado ya que contiene un alto nivel de proteínas y vitaminas.

Caballa

Otra de las opciones interesantes es la caballa. Es un pescado azul bastante económico y ofrece muchos beneficios para la salud ya que contribuye a disminuir el riesgo de enfermedades del corazón y los índices de colesterol. Lo puedes comer en ensalada, pero también guisado, al horno o en escabeche.

Sardina

Su sabor es bastante más intenso y es bastante más graso que el del atún pero funciona igual de bien en la cocina y sus propiedades nutricionales son similares. Puedes marinarlas, utilizarlas en tostas y también en ensaladas a las que aportará un interesante toque por su carácter salino.

Anchoa

Otro de los pescados azules más recomendables es la anchoa. Tiene poderosos efectos antioxidantes como la vitamina E y vitamina A, además de propiedades antiinflamatorias, y ser una fuente de vitaminas y minerales como el calcio, el yodo, el hierro, el potasio o el fósforo. 

Salmón

Otro pescado que funciona como genial alternativa al atún es el salmón. Sobre todo porque puedes encontrarlo fresco, ahumado o en lata y eso siempre ofrece muchas posibilidades a la hora de cocinarlo. Además, al igual que los otros pescados que te hemos recomendado, sus valores nutritivos son excepcionales. Es una importante fuente de vitamina D, calcio, fósforo, yodo, hierro así como de grasas omega-3. 

Continúa leyendo